Comprar online, Ergyclean 120 g, Nutergia
Ergyclean 120 g, Nutergia

Ergyclean 120 g, Nutergia

Combinación de sales que ayudan como reguladoras intestinales y son fundaentales en las limpiezas hepáticas.

Más detalles

NUTA024
Producto nuevo
 
Más info

Detoxificación intestinal

Sales de magnesio y bentonita
-Sulfato de magnesio: Detoxificante hepático e intestinal y desparasitante.
-Carbonato de magnesio: Suave laxante, detoxificante y alcalinizante.
-Citrato de magnesio Aporte de magnesio biodisponible y desacidificante.
-Bentonita Detoxificante: gastrointestinal de la placa mucoide (xenobióticos, parásitos, etc).

ERGYCLEAN se puede recomendar:
- En las curas de detoxificación intestinal.
- Como suave laxante y regulador intestinal.
- Parte fundamental de las “limpiezas hepáticas”.
- Imprescindible para atraer las toxinas de carga positiva (bacterias, parásitos, xenobióticos, pesticidas, agentes patógenos, etc) en la luz intestinal y favorecer suexpulsión.


Consejos de uso :
1 dosificador (2 g) en un vaso de agua, en ayunas o con el estómago vacío. 2-4 /día
En curas de 10 – 20 días o para “limpiezas hepáticas” de dos días.

Composición por dosificador de 2 g
-Bentonita 220 mg
-Sulfato de magnesio 780 mg (aporta 156 mg de Mg)
-Carbonato de magnesio 780 mg (aporta 195 mg de Mg)
-Citrato de magnesio 220 mg (aporta 24 mg de Mg)

Presentación
Bote de 120 g



Detoxificación intestinal y hepática

Sulfato de magnesio
Ha sido utilizado tradicionalmente por su efectoantiparasitario, así como para mejorar los estreñimientos pertinaces. El afamado terapeuta Andreas Moritz lo recomienda reiteradamente en sus obras de divulgaciónmundial como parte de las “limpiezas hepáticas”, junto con el aceite de oliva y el pomelo. Miles de pacientes atestiguan la efectividad de este antiguo remedio.
El sulfato de magnesio o sulfato magnésico, de nombre común sal de Epsom, es un compuesto químico que contiene magnesio, y cuya fórmula es Mg SO4•7H2O. La sal de Epsom fue elaborada originariamente mediante la cocción de las aguas minerales de la comarca cercana a Epsom, Inglaterra, y luego preparados a partir del agua marina. En tiempos posteriores las sales se obtuvieron de un mineral denominado epsomita.
El sulfato de magnesio oral se ha empleado tradicionalmente como laxante para las embarazadas y también en forma de gel para aplicación tópica sobre heridas y áreas doloridas. Incluso en algunas partes del mundo como en Nueva Zelanda, se añade a las bebidas caseras porque proporciona un sabor entre ácido y amargo.

Carbonato de magnesio
A nivel gástrico se comporta como antiácido local, combinándose con el ácido clorhídrico del estómago, sin pérdida importante de la capacidad proteolítica. Su efecto es lento y prolongado, sin alterar el equilibrio ácido-base.
A nivel intestinal, si se aporta en suficiente cantidad, actúa como suave laxante salino al transformarse en el estómago en cloruro de magnesio (sal). Éste, al ser una sal soluble y poco absorvible, por acción osmótica atrae agua hacia la luz intestinal, aumentando el volumen de las heces, disminuyendo su consistencia y estimulando el movimiento peristáltico. Generalmente su efecto se manifiesta entre 4 – 12 horas después de su ingestión, sin producir cólicos ni irritación intestinal.
Tradicionalmente se ha recomendado el carbonato de magnesio como suave laxante y después de la administración de antihelmínticos con el fin de eliminar el parásito.

Citrato de magnesio
Es la forma de magnesio de mejor digestión y absorción.
Es una síntesis de carbonato de magnesio y ácido cítrico. Desempeña un papel vital en la biosíntesis de proteínas, encontrándose en altas proporciones en el fluido intracelular y en los huesos.
Presenta algunas característica similares al sulfato de magnesio, pudiendo incluso sustituirlo en las “limpiezas hepáticas”, ya que también favorece la dilatación de los conductos biliares y el paso de los cálculos. El citrato de magnesio resulta de gran interés en esta fórmula ya que equilibra, junto con el carbonato, el pH que el sulfato tiende a acidificar.

Bentonita
Durante casi un siglo ha sido utilizada tradicionalmente para mejorar muchos trastornos de salud, fundamentalmente por su poder detoxificante. La razón fundamental del poder de atracción de la bentonita es su carga negativa, ya que la mayoría de las toxinas de nuestro organismo tienen carga positiva. Por este motivo puede absorber infinidad de sustancias tóxicas: impurezas, bacterias, xenobióticos, plaguicidas, agentes patógenos, parásitos, etc. Todo ello sin provocar efectos secundarios.
La bentonita absorbe las toxinas del tracto gastrointestinal, realizando un trabajo profundo de eliminación de la placa mucoide. La bentonita nunca puede ser absorbida por el organismo, así que es de nula toxicidad.
Resulta especialmente interesante la combinación de bentonita con ispagula, ya que la bentonita “absorbe” y la ispagula “empuja” las toxinas y placa mucoide. La buena higiene intestinal es parte fundamental de los pilares que sostienen la medicina biológica o natural. Diferentes autores han insistido en la necesidad de mantener un intestino libre de tóxicos y toxinas como clave de la buena salud (Seignalet, Kousmine, Fradin).

Nutergia

 
Ficha de producto
Presentación / Envasado:En polvo o granulado

Escribe una valoración

Ergyclean 120 g, Nutergia

Combinación de sales que ayudan como reguladoras intestinales y son fundaentales en las limpiezas hepáticas.

Escribe una valoración

30 productos más en la misma categoría: